¿Qué es COSMIC (ISO/IEC 19761)?

El método COSMIC (ISO/IEC 19761) describe los principios, reglas y procesos para medir de manera estándar el tamaño funcional de una pieza de software.

“El tamaño funcional es una medida de la cantidad de funcionalidad proporcionada por el software, independientemente de cualquier consideración técnica o de calidad”.

Este método puede ser utilizado (dominio de aplicación) para software que es dominado por funciones de ingreso, visualización, almacenamiento y obtención de datos, es decir, no fue diseñado para software cuyas funciones son complejas en algoritmos como pudiera ser el software científico.

El método puede ser utilizado para medir los requerimientos funcionales de usuario (FUR) de un software:

  • A cualquier nivel de descomposición, toda la pieza o componentes.
  • En alguna capa o en multicapas.
  • En cualquier parte del ciclo de vida del software.

Un “proceso funcional” es un componente elemental de un conjunto de requerimientos de usuario, que consolidan un conjunto único, cohesivo e independientemente ejecutable de movimientos de datos. Es iniciado por un movimiento de datos y es completado cuando se han realizado todos los movimientos de datos necesarios para completar la acción en respuesta al evento disparador.

El tamaño de una pieza de software es definido por el número de “movimientos de datos” que se presentan en un “proceso funcional”

  • Entrada – E (Entry). Es un movimiento de datos que mueve un grupo de datos desde el usuario funcional a través de la frontera hacia el proceso funcional que lo requiere.
  • Salida – X (Exit). Es un movimiento de datos que mueve un grupo de datos desde el proceso funcional a través de la frontera hacia el usuario funcional que lo requiere.
  • Lectura – R (Read). Es un movimiento de datos que mueve un grupo de datos del almacenamiento persistente hacia el proceso funcional que lo requiere.
  • Escritura – W (Write). Es un movimiento de datos que mueve un grupo de datos que está en el proceso funcional hacia el almacenamiento persistente.

El tamaño de la pieza de software, se obtienen sumando los movimientos de datos (componente básico de funcionalidad) de todos los procesos funcionales.

Actualmente el método COSMIC es el único estándar de la segunda generación, y entre sus principales ventajas está que:

  • Es una representación del software y no un estudio estadístico,
  • El amplio dominio de aplicación,
  • Es más sencillo de aplicar al utilizar conceptos simples, consistentes y vigentes en el tipo de software que se desarrolla actualmente.

En los estándares de la primera generación se han identificado varios problemas desde sus bases matemáticas hasta su conceptualización como lo han mencionado algunos autores como Barbara Kitchenham (1997) y Alain Abran (2010).

El método COSMIC desde su origen resuelve estos problemas, y se puede aplicar más a los tipos de desarrollo de aplicaciones actuales como ERP, DWH, etc.

Suena natural que la manera de desarrollar software desde la década de los 70’s (cuando surge la primera generación de métodos de medición de tamaño funcional) ha cambiado en mucho y se requiere un método de medición más adecuado que represente y se adecue a la realidad actual, el método COSMIC es un estándar de medición de tamaño funcional que ha tomado las experiencias de los anteriores métodos existentes con lo que ha resuelto muchos de los problemas que anteriormente se presentaban.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *